La sección de Unidad está formada por adolescentes de entre 14 y 17 años, llamados escultas. Es una etapa que se caracteriza por empezar a perfilar sus personalidades definitivas, dónde el trabajo en grupo toma importancia, eligen las cosas que quieren trabajar, y como enfocarlo hacia el resto.

Empiezan a ser conscientes del papel que realizan en la sociedad, fomentan la capacidad crítica, aumenta su capacidad de introspección y de autoanálisis, entre otras cosas.

Al igual que otras secciones le damos mucha importancia a las etapas de progesión, dónde ellos se van evaluando y viendo cómo van avanzando, predicando del ejemplo mutuo a la hora avanzar e integrarse con el resto de la unidad.

La forma de trabajar que tenemos, se basa principalmente en la confianza, en fomentar el trabajo en equipo, aunque también se hacen pequeñas comisiones para facilitar ese trabajo y que se pueda avanzar más rápidamente, se fomenta la autoestima, el autoconcepto y el trabajo de todos en la misma dirección.

Los scouters desempeñan un papel muy importante dentro de la sección puesto que son el mayor punto de referencia que tienen, son los encargados de guiar hacia el mejor camino las ideas planteadas por los escultas de una forma cercana y coherente, dejando libertad y teniendo siempre una via de comunicación abierta hacia ellos.

El principal objetivo es “educar en valores” y para ello tenemos una serie de objetivos específicos y ámbitos educativos en los que fijarnos a la hora de desarrollar las actividades.